Cuidado con el perfil publico el círculo no es tan pequeño después de todo

La web y las redes sociales son un hecho cotidiano en nuestras sociedad, esta de moda, y en este contexto el perfil público es lo más natural. Al convertirse en una plataforma más que utilizada continuamente para darse a conocer podría hacer mucho más que mostrar sus fotos, videos o mensajes de estado. Entonces, sobre la base de lo explicado, lo que tu futuro jefe o jefa actual sabe podría afectarle; seamos consientes que estas redes está siendo usados como un componente fundamental por los empleadores.

Imaginemos que se presenta a un aviso que dice: “Se busca: Gerente de Recursos de TI” Como es imprescindible contar con una persona dedicada a gestionar los recursos asignados de manera eficiente y responsable, el postulante debe de reunir cualidades que hagan de su participación un beneficio para el negocio, y este candidato muchas veces se puede encontrar en la empresa. Por tanto, como todo trabajo tiene un perfil el empleador buscara entre: “formas de encontrar al ideal, habilidades deseadas, valores, historiales y mas detalles”.

Centrémonos en las formas de encontrar al candidato ideal; como el empleador sabe que algunas veces el empleado y el trabajo no hacen una buena pareja, es bueno anticiparse ante las desigualdades, lo cual les lleva a pensar en los medios sociales como una forma más de conocer al postulante. Estas redes desde Linked In, Facebook, Twitter, MySpace hasta Flickr, han ampliado, por así decirlo, la huella digital de todo el mundo, eliminando nuestro anónimo y convirtiéndonos en figuras públicas – o semipúblicas. Ahora, toda esta moda puede trabajar a nuestro favor como también puede sabotear oportunidades.

Imaginemos que muchos postulantes han sido impresionantes, destacado alumnos, buenos empleados con Blogs bien diseñados y escritos. Pero, de pronto con algunas cosas publicas – anunciando la falta de buen juicio – como videos o fotos entre compañeros de clase, barrio o simplemente un día mas publicados en la red, que podrían echar al piso todas sus excelentes cualidades.

Un empleador prospecto sería negligente si no aprovechara estas herramientas disponibles fácilmente, lo que busca un empleador es un “empleado” y no un compañero de “chacota” o de “copas”. Similarmente, como solicitante, reconozca que sus acciones en línea son material de conocimiento público que puede ser usado a su favor o en contra. Mire donde pisa en línea y no suponga que lo hace anónimamente. Muchas veces no lo es. Por suerte, usted puede participar en las redes sociales sin exponerse demasiado.

Conclusión: no suponga que sus actividades en línea son visibles solamente para su círculo pequeño de amigos. Porque, resulta que este círculo no es tan pequeño después de todo.

Acerca del Autor

AbelRL

Agregar un Comentario

Clic Aqui para Publicar un Comentario